Pocas dudas pueden quedar actualmente sobre el reconocimiento y la aceptación del Stunt Riding en el mundo de la moto, aunque sigue siendo una disciplina muy sufrida, incluso incomprendida por ciertos sectores de la administración pública. 

Click aquí para ver vídeo

En España hay muchos y muy buenos pilotos. Con ganas de que aparte de contar con el reconocimiento y la aceptación del Stunt Riding por parte de la sociedad, lo haga también como deporte regulado.

Para que se acabe reconociendo con pleno derecho y los pilotos puedan contar con licencias para su práctica de forma regulada, se necesitan competiciones y espacios habilitados para su entrenamiento. Puede parecer una locura ponerse manos a la obra, pero lo peor del trabajo ya está realizado. A propuesta del C.D. Motonavo y tras organizar varias pruebas, la Asamblea General de la Federación Andaluza de Motociclismo aprobó esta nueva disciplina en 2016.

El Stunt Riding ya es un deporte federado, pero solo en suelo andaluz. En nuestra competición hemos aprendido las condiciones necesarias para el desarrollo de competiciones de este tipo. Hemos atendido cuidadosamente las opiniones de pilotos, espectadores y jueces. Hay un reglamento oficial con un formato de competición muy similar al Freestyle MX, inspirado en el desarrollo de otras convocatorias internacionales y adaptado a los reglamentos técnicos y deportivos de las federaciones españolas.

Click aquí para ver vídeo

De los factores mas importantes para el desarrollo de la competición es la pista. Los parámetros a tener en cuenta son los siguientes: Pista a nivel / Asfalto sin baches y lavado, anchura Mínima 20 metros, longitud Mínima 80 metros, zona de Boxes aislada del público y Parque Cerrado.

Un error frecuente es el de pensar que por haber visto exhibiciones en espacios bastante mas reducidos, cualquier lugar puede valer. En un Show, un piloto es contratado para realizar un espectáculo y en la pista que se le haya preparado tiene que desarrollarlo, mientras mejor pista se le facilite mayor será espectáculo. En competición, la pista tiene que permitir a los pilotos desplegar todo su potencial sin que la misma sea un condicionante para ello.

Otro de los errores mas comunes, es pensar que organizar una competición es mas barato que contratar una exhibición, ya que multiplica por varias veces su costo.

Queda mucho camino por andar y nuevos organizadores en diferentes regiones jugarían un papel decisivo para coordinar pruebas y campeonatos que permitan su desarrollo como deporte a nivel nacional. Pero lo mas difícil ya está hecho.

 

Diego Soriano | Presidente C.D. Motonavo